Salud y prevención en nuestros animales de compañía

Salud y prevención en nuestros animales de compañía

por

Raúl Alcoba

Médico Veterinario M.P. 117.
Especialista en Clínica de Pequeños Animales. Clínica Veterinaria Norte.

 

#RincónAnimal

En la nota anterior, ya hablamos de lo linda que puede ser la experiencia de convivir con un animal y de lo estrecho que puede ser el vínculo con una mascota. Esto hace que nos preocupemos cada día más por su salud.

1-azul-burrito-comida-apertura-publicacin-de-facebook-1.jpg

Para la Organización Mundial de la Salud, la salud es un estado de bienestar físico, mental y social, este bienestar debe ser provisto por nosotros, ya que somos los únicos responsables. Responsabilidad que asumimos en el mismo momento que decidimos adoptar un animal de compañía.  Mantener a nuestro animal en buen estado físico, libre de enfermedades, socializado y con una conducta aceptable,  es el objetivo. Y como vimos anteriormente no es tan difícil pero debemos saber que nos demandará algo más que tiempo.

Para mantener sano a nuestro compañero,  podemos hacer muchas cosas. Entre ellas, las principales son las que enumeramos a continuación:

  1. Vacunación y desparasitación: Las vacunas son una herramienta muy importante  y nos sirven para prevenir muchas enfermedades, el parvovirus, el  moquillo, la hepatitis o la rabia entre otras, son enfermedades que podemos prevenir con la vacunación. Mantenerlo  libre de parásitos internos y externos,  es muy  importante también,  no solo para su  salud sino también la nuestra.
  2. Alimentación: Una  alimentación balanceada que no solo cubra las necesidades energéticas o proteicas sino que aporte nutrientes y elementos que mejoren el funcionamiento del organismo es un pilar fundamental en la salud.
  3. Actividad física: El ejercicio y el esparcimiento es esencial para mantener al animal en buen estado físico y mental. Los paseos  ayudan al animal a relacionarse con otros individuos y con el entorno.En síntesis todo el tiempo que se les puede dedicar, es fundamental para la educación del animal.
  4. Controles médicos: Detectar a tiempo  problemas o enfermedades, es de suma importancia para el  tratamiento y el pronóstico de muchas afecciones. Estos controles pueden coincidir con la vacunación, pero pasando los años, suelen ser más necesarios. 

En síntesis, teniendo en cuenta que más de la mitad de las consultas veterinarias se deben a accidentes de tránsito, trastornos digestivos, heridas por mordeduras y peleas, envenenamientos, enfermedades parasitarias o virales, es que podemos decir que se pueden prevenir la gran mayoría de las enfermedades o trastornos médicos de nuestros animales. ¿Cómo? Brindándoles una alimentación  adecuada, vacunándolos y desparasitándolos, paseándolos con correa y evitando el vagabundeo.